El central francés Raphael Varane será baja para la visita del Real
Madrid al Athletic Club de Bilbao en San Mamés tras diagnosticarle los
médicos del club una cervicalgia, causada por un fuerte golpe en la cara
en el encuentro frente al Getafe.

Varane no se pudo ejercitar
este viernes en el regreso del equipo blanco a los entrenamientos en su
ciudad deportiva y, según informaron a Efe fuentes del Real Madrid,
previsiblemente tampoco lo hará el sábado para seguir guardando reposo
en su domicilio por prescripción de los doctores.

La evolución
que ha tenido el central francés desde el golpe en el rostro que le
obligó a dejar el partido ante el Getafe a los 33 minutos, es positiva.

Un doctor del club se desplazó a su domicilio de madrugada para revisar
su estado, regresó en la mañana de este viernes y certificó su mejoría.

Varane
era el único jugador de campo del Real Madrid que había disputado todos
los minutos de la competición tras su reanudación, hasta que tuvo que
pedir el cambio frente al Getafe.

La intención de Zinedine
Zidane es no forzarle y que siga en reposo, por lo que en la casa blanca
se espera que el central francés no viaje a Bilbao y se reincorpore a
los entrenamientos el próximo lunes.