La Federación Italiana de fútbol emplazó a las
tres máximas divisiones para que completen sus temporadas a más tardar
el 20 de agosto.

El objetivo es que las
tres ligas profesionales — Serie A, Serie B y Serie C — puedan
proclamar campeones, la adjudicación de plazas en copas europeas y
definir ascensos y descensos.

La
federación también planteó el miércoles alternativas en el caso que las
ligas sean interrumpidas otra vez por la pandemia de coronavirus.

Se podrían recurrir a unos playoffs o determinar posiciones por coeficientes de puntos.

La próxima temporada está prevista a iniciar el 1 de septiembre.

El campeonato de la Serie A fue suspendido el 9 de marzo y se aguarda
la decisión del gobierno para intentar reanudarlo el próximo mes sin
público en los estadios.

A la máxima
división le restan por disputar 12 fechas, más cuatro partidos
pendientes. La Copa Italia se encuentra en la fase de semifinales.

La Juventus, en busca de un noveno título consecutivo, lidera la tabla con un punto de ventaja sobre la Lazio.