Luka Jović llegó al Real Madrid con la etiqueta de contratación estrella y como posible solución a la sequía goleadora que supondría la marcha de Cristiano Ronaldo.

Pero tras una temporada y media en el conjunto merengue, el delantero serbio se encuentra de regreso en el Eintracht Frankfurt y con etapa decepcionante en España a cuestas.

"Fue difícil al principio (adaptarse al Real Madrid). Tenía 21 años. Me llevó un tiempo asentarme y entender el hecho de que estaba con los mejores jugadores del mundo durante los últimos 10 años en varios puestos. He aprendido mucho y he vuelto con más experiencia. He mejorado y crecido en Madrid, aunque sea una dimensión diferente. Fue un honor jugar en el club más grande del mundo y una alegría entrenar con los mejores jugadores del mundo. Hay jugadores de los que aprendes todos los días. Entrenar contra los mejores defensores fue una buena educación para mí", aseguró el atacante en entrevista con la Bundesliga.

Jović, que se definió como un zorro en el área" que siempre está "bien posicionado", reiteró que no se ve a sí mismo como figura luego de su paso por el conjunto merengue, en el que nunca pudo disputarle la titularidad al francés Karim Benzema.

"Mi objetivo era jugar más. Es la razón principal por la que decidí regresar. He vuelto para recuperar un poco la confianza, para volver a mi nivel anterior, no para que me tilden de estrella. Estoy de vuelta porque era la mejor opción para mí ahora mismo", añadió.

Ver más | EL DETALLE DE LOS PATRIOTS CON TOM BRADY: "FELICIDADES AL MEJOR DE TODOS LOS TIEMPOS"