Fernando Alonso fue operado en Berna de la fractura en la
mandíbula superior que sufrió en un accidente de bicicleta este jueves
en Lugano (Suiza), asegura que se encuentra "OK, deseando empezar la
temporada 2021", según ha comentado en un tuit.

El doble
campeón mundial de Fórmula Uno agradeció "los buenos deseos" que le
transmitió su equipo, AlpineF1, y terminó su mensaje con un "vamoooos".

Mientras se recupera de la operación, Alonso permanecerá 48 horas en observación en el hospital de Berna donde está ingresado.

Los
médicos han declarado estar satisfechos con el progreso del piloto, que
tras unos días de descanso podrá volver a los entrenamientos, señaló la
escudería en su cuenta de Twitter.

"Esperamos que esté
completamente operativo para reanudar su preparación para esta
temporada", expresó el equipo, que confirmó que Alonso había sufrido una
fractura en la mandíbula superior, mientras otros medios señalan que se
le extrajeron varios dientes dañados por el impacto.

El
piloto asturiano, que este año tiene previsto regresar a la categoría
reina del automovilismo con Alpine, fue atropellado este jueves por un
automóvil mientras montaba en bicicleta en los alrededores de Lugano.

Este accidente podría comprometer la presencia del español en el arranque del Mundial, el próximo 28 de marzo en Bahrein.

La
carrera en el circuito de Sakhir supondría el regreso de Alonso a la
Fórmula 1 tras dos temporadas en las que participó en pruebas como las
24 Horas de Le Mans (que ganó en 2018 y 2019 como parte del equipo
Toyota Gazoo Racing) y las 500 Millas de Indianápolis.

El
ciclismo es un elemento clave de la preparación física de Alonso, que
este invierno intensificó su exigente agenda con sesiones diarias de más
de 80 kilómetros.